Alicante, 4 de noviembre de 2008

UN ALUMNO DE LA UA PROYECTA UNA CUBIERTA TEXTIL PARA LA PLAZA DE TOROS DE ALICANTE  
 

"Una solución singular y económica para un edificio singular". Así califican sus profesores el proyecto de un alumno de la Universidad de Alicante para proveer a la la plaza de toros de esta ciudad de una cubierta que facilite su uso en todo tipo de condiciones meteorológicas. Su autor, Sabino Romero, es ya ingeniero de caminos tras haber presentado este proyecto fin de carrera, que mereció la calificación de sobresaliente por el tribunal.

Se trata de una cubierta textil sobre estructura metálica, un tipo de lona blanca similar al que se usa en algunas pérgolas, con una cúpula central o linterna translúcida de policarbonatro, que permite la iluminación natural diurna. La cubierta es totalmente respetuosa con el aspecto del edificio, que sigue teniendo la misma apariencia exterior.

Esta tesis fin de carrera ha sido dirigida por el catedrático de Ingeniería de la Construcción Ramón Irles y por el profesor Salvador Ivorra, subdirector de la Escuela Politécnica Superior.

Explica Sabino Romero que la estructura no hace experimentar ningún cambio al edificio. La cúpula translúcida junto con la lona permite su uso en cualquier época del año, independientemente de los caprichos del clima, lo que que convierte la plaza de toros en un recinto polivalente y facilita su uso para actos y espectáculos distintos de la tauromaquia. Soluciones parecidas se están adoptando en plazas de diferentes ciudades: Leganés, San Sebastián, Logroño, Zaragoza o Nimes, en Francia, en unos casos con cubiertas metálicas y en otros textiles.

El proyecto ha sido elaborado sobre los planos proporcionados por la propio Ayuntamiento procedentes de la reforma que se hizo en el edificio en 1987. El proyecto está ultimado en todos sus detalles, incluido el presupuestario, listo para ser licitado y puesto en marcha por una empresa. Está presupuestado en 3.080.000 euros incluidos todos los costes, un precio competitivo con las ofertas posibles en el mercado, según indica su autor. Por su parte, Salvador Ivorra señala que "el presupuesto está elaborado contemplando todos los parámetros que nosotros exigimos en la Escuela Politécnica".

Sabino Romero ha estimado en un total de 10 meses todo el proceso de montaje, que podría realizarse por fases para interferir lo menos posible en la programación de la plaza, tanto por las tareas de montaje como por las necesidades de espacio para el almacenamiento del material.










Página mantenida por la Oficina de Comunicación página principalenviar correo