Alicante, 30 de julio de 2002 

LA UNIVERSIDAD DE ALICANTE REALIZARÁ UN PLAN ESPECIAL DE ACCESIBILIDAD A SUS
INSTALACIONES EN COLABORACIÓN CON LA ONCE Y EL IMSERSO 
  
La eliminación de barreras arquitectónicas, urbanísticas y de comunicación en el Campus de la Universidad de Alicante se iniciará el próximo curso, tras la firma de un convenio de colaboración entre el Rector, Salvador Ordóñez, y representantes de la Fundación ONCE Y EL IMSERSO,  instituciones que han aprobado la realización de un Plan Especial de Accesibilidad en la totalidad del recinto. 

Este Plan Especial de Accesibilidad, impulsado desde el Vicerrectorado de Alumnado a través del Centro de Apoyo al Estudiante, se realizará por fases sucesivas y pretende, al mismo tiempo que la máxima eliminación de las barreras arquitectónicas , servir también de referente a los futuros profesionales y a las instituciones que frecuentan la Universidad de Alicante sobre lo que es un diseño para todos y sobre el convencimiento de que frente a barreras que dificultan la convivencia
hay alternativas que la facilitan. 

El Centro de Apoyo al Estudiante recibe todas las aportaciones y sugerencias de cuantos profesores, alumnos o PAS padecen minusvalías a fin de diseñar planes de actuación, tanto urbanísticos como de utilización de aulas y servicios que faciliten su estancia y trabajo en la Universidad. 

Llegar a tener un campus, edificios y espacios abiertos, absolutamente accesible a todas las personas que lo frecuentan día a día, ha sido uno de los objetivos prioritarios del equipo rectoral que preside Salvador Ordóñez desde que hace un año asumió esta responsabilidad. 
 

 
Página mantenida por la Oficina de Comunicación página principalenviar correo